Atrás quedaron los tiempos en que Sergio Berni y Sabrina Frederic se sacaban chispas. Finalmente la ministra fue desplazada de su cargo en Nación por su ineficiencia, y todo parecía indicar que venía una etapa de armonía con la designación de Aníbal Fernández.

En el gobierno nacional cambian los nombres pero la gestión no mejora. Ni tampoco la práctica de sacarse las responsabilidades de encima, descargándolas sobre los funcionarios provinciales.

En medio del terremoto que provocó la noticia de la cocaína adulterada que ya provocó 24 muertes y decenas de internados, Aníbal Fernández publicó en su cuenta de twitter un posteo desafortunado y satírico destinado a su par bonaerense. Horas después lo retiró, asignando la responsabilidad a los “chicos que manejan sus redes”. Pero esta explicación no resultó convincente para Sergio Berni, quien salió a defender su gestión refiriéndose a Aníbal en duros términos.

Los días pasaron, pero la tensión no disminuyó. Este domingo Berni formuló graves acusaciones en una entrevista radial, llegando incluso a calificar al ministro de Seguridad de Nación como “patético». Visiblemente molesto, Berni aseguró que se encuentra «solo» en su lucha contra el narcotráfico.

«Desde mi lugar, he detenido a los mayores narcotraficantes del país. Obviamente también hay opinólogos que dicen cualquier cosa. Si esta vez pudimos dar con toda la droga es porque a este narcotraficante, que era el más buscado, hubo un ministro de Seguridad que lo buscó. Tuvo que pasar esto para que la Justicia actuara. El jefe de Los Monos estaba detenido por homicidio, no por tráfico. Y lo detuvimos nosotros”, recordó.

A continuación defendió su desempeño en el caso de la cocaína adulterada. “Si Berni estuvo en esas 24 horas trágicas es porque estamos haciendo inteligencia criminal y es la que nos permitió dar con toda esta banda”, subrayó.

Y a continuación lanzó el misil: “Lo de Aníbal Fernández es patético. Después de lo que hizo. Estábamos a la puerta de una gran catástrofe masiva. Si no hubiéramos trabajado como lo hicimos… ponerse a chicanear, sacarle el cuerpo”, afirmó, haciendo referencia al posteo satírico que el ministro de Nación le destinó en un primer momento.

Berni puso los puntos sobre las íes, y aclaró cuáles son las responsabilidades y competencias en materia de narcotráfico. “El narcotráfico es un delito federal. Cuando en un intento por sumar fuerzas policiales se les permitió a las provincias trabajar en el narcomenudeo, eso abrió las puertas de la corrupción a todas las policías del país. Lo planteamos pero nunca tuvimos respuesta. Fue desastroso. Debe ser una política de todas las provincias. Volvemos a priorizar la teoría sobre la práctica. Las provincias deberían tener prohibido actuar en narcotráfico, porque es la puerta de la corrupción a la policía y a la Justicia provincial. ¿Pero la Nación está en capacidad de actuar? No. De hecho tuvimos 24 horas de inacción total”, enfatizó.

Tras su infortunada actitud inicial, Aníbal Fernández trató de bajarle el tono a la controversia, aunque no tuvo éxito. De hecho, no sólo recibió la andanada de Berni sino también de Patricia Bullrich. Su pasado no lo ayuda, ya que en varias ocasiones ha sido objeto de acusaciones que finalmente fueron desestimadas por la Justicia, pero mellaron su credibilidad.

Ahora es el momento en el que el ministro de Nación debería salir a hablar y anunciar políticas activas y concretas para combatir el narcotráfico. Pero la única respuesta que ha ensayado es el silencio. 

Entrada anterior Berni advirtió que el Gobierno “no tiene capacidad de actuar contra los narcos”
Entrada siguiente China ratificó su apoyo al reclamo argentino de soberanía sobre Malvinas