Empresarios y trabajadores forestales acordaron con el Gobierno encolumnarse detrás de estos pedidos a Nación, como una manera para solucionar los problemas que atraviesa desde hace meses el sector.

El pasado miércoles 30 de diciembre, los representantes de los distintos sindicatos y empresarios de la industria de la madera de Misiones se reunieron con la ministra de Trabajo y Empleo de la provincia, Silvana Giménez, donde acordaron algunos puntos en busca de solucionar las dificultades que atraviesa desde hace meses el sector.

Dimos nuestra visión, los números, y contamos nuestra realidad de cual es la situación. En ese momento todos los representantes en la provincia entendieron que el tema realmente ameritaba que todos nos sumemos detrás de una misma causa“, comentó Abel Gauto Fechner, presidente de la Asociación Maderera, Aserraderos y Afines del Alto Paraná (AMAYADAP)

En diálogo relató cómo, al recibir toda esa información, Silvana Giménez “se preocupó y sugirió algunas ideas de acciones que podíamos llevar adelante. Algunas que nos propuso en el momento, y otras que nosotros ya veníamos planteando al ejecutivo provincial”

De estos puntos en común surgió un Acta de Acuerdo, firmada por todos los presentes en dicho encuentro, donde tanto los actores de la forestoindustria como los funcionarios del Gobierno provincial, acordaron unirse en busca de conseguir la aprobación de Nación para implementar un “dólar regional o dólar madera”, lo que permitirá “la continuidad y cierta rentabilidad a la actividad de exportación”.

Sobre este tipo de cambio especial, que plantea imitar el modelo del “dólar soja”, Gauto Fechner señaló que “en la situación en la que estamos, es la medida número uno que hay que tomar. Un dólar madera nos permitiría dar el salto, porque la verdad que con un tipo de cambio a $160 pesos es imposible salir a exportar“.

Estamos pensando en un dólar a $250 o $280 pesos, con lo cual se podría llegar a por lo menos empezar a llamar a los mercados que hoy están caídos“, agregó.

En definitiva, piden por medidas impositivas que favorezcan a la forestoindustria. “La otra alternativa sería la quita de retenciones a la madera aserrada, que sería otra medida paliativa. Además del reintegro al IVA en exportaciones

“Son tres medidas que van juntas si se quiere, pero la más importante es la de la tasa de cambio”, agregó.

En caso de que la cosa se complique y no lleguen a buen puerto con los pedidos mencionados anteriormente, los reclamos pasaría por la “suspensión del pago de aportes y contribuciones y algunos otros impuesto durante cuatro o cinco mese, algo que también ayudaría”

“Después seguiremos pidiendo cosas, porque de alguna manera hay que defender la forestoindustria que en Misiones representa el 60% del ingreso bruto de la provincia en general. Si esto llegara a frenarse, vamos a estar complicados“, advirtió.

Apoyo de la provincia

Por otra parte celebró la decisión del gobierno provincial de reducir del 3% al 2% la alícuota de impuestos sobre los ingresos brutos provinciales, para la inscripción de las máquinas de cosecha forestal, de trabajo de suelo, de implantación forestal, y de explotación en general.

Para máquinas que llegan a valer 50, 60 o 70 millones, ese 1% representa un valor importante y muchas no se estaban pudiendo adquirir“, dijo.

Por otra parte, este martes el Gobierno de Misiones entregó una nueva línea de créditos a aserraderos, carpinterías y viveros. “Se tratan de créditos a una tasa muy baja, con un año de gracia, y que justamente fortalecerán la inversión en la industria“.

Además, estos fondos tendrán una dinámica de reinversión bastante interesante. “Cuando esos créditos se vayan devolviendo, irán a un fondo que se volverá a otorgar al sector, para hacer así un círculo virtuoso interesante” , explicó.

Entrada anterior Alberto Fernández convocó a los gobernadores a Casa Rosada para avanzar con el juicio político contra la Corte Suprema
Entrada siguiente Aumentan las becas Progresar para más de un millón y medio de beneficiarios