En un confuso evento tras el robo de un celular uno de los miembros de seguridad estuvo a punto de sacar su arma. Fue durante el discurso de Victoria Villarruel.

Un momento de tensión se vivió este domingo en el bunker de Javier Milei cuando un custodio de seguridad amagó a sacar su arma al ver que una persona del público intentaba subirse al escenario. La persona en cuestión había sido victima de un robo y tenía la intención de avisarlo.

Durante el discurso de la segunda candidata a diputada, Victoria Villarruel, un militante del candidato de La Libertad Avanza fue víctima del robo de su celular a lo cual reaccionó enojado empujando a la gente a su alrededor.

Según periodistas en el lugar, al ver esta situación los custodios reaccionaron y uno de ellos fue el que mostró su arma y señalo al lugar donde se habían generado los disturbios.

Desde Libertad Avanza informaron que la situación había sido «un pequeño incidente» y no confirmaron que el custodio estuviera armado: «en el caso de que lo estuviera, descartamos que se trate de un arma letal».

También resaltaron que, al ver a una persona que saltaba las vallas, «pensaron que se trataba de un atentado contra Villaruel».

Por otro lado, las fuentes en la organizaron remarcaron que echaron al custodio que intentó desenfundar el revólver.

Entrada anterior El plan del Frente de Todos tras la derrota electoral
Entrada siguiente Gobierno enviará un plan económico al Congreso, pre-acordado con el FMI