Desde el Instituto Nacional de la Yerba Mate remarcaron que “es un triunfo enorme para Misiones como provincia que apoyó al INYM en este camino”, dentro del enfrentamiento que mantiene con Corrientes por la presión del sector industrial.

La Procuración General de la Nación planteó que se debe respetar la competencia originaria de la Corte Suprema de la Nación para resolver el conflicto sobre la Resolución 170 del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM).

Al ser consultado, el síndico del INYM, Emilio Jouliá destacó que “esto es algo muy importante, recordando que desde Misiones estábamos discutiendo contra Corrientes para que salga esta competencia originaria y que no quede todo en Paso de los Libres donde ya habían demostrado su parcialidad”.

El hecho de que sea de manera originaria es muy importante porque declaran que ninguno de los otros jueces se pueden meter, y que será la Corte Suprema la que definirá la cuestión”, sostuvo y añadió: “Más que nada es un triunfo de la unión entre la provincia de Misiones y el INYM, ya que se ha podido complementar esa sinergia especial”.

A modo general, sobre la raíz del conflicto, recordó que “el pequeño productor es el que planta, los industriales también se pusieron a plantar y obvio que tienen mucho más espaldas pero nunca van a dejar de ser molineros”.

“Ellos (los molinos) son compradores, entonces no puede haber monopolio de la oferta y la demanda. O son compradores o son vendedores, pero para neutralizar o bajar el precio se pusieron a comprar tierras y plantar yerba”, cuestionó y añadió que por ello “en última instancia el INYM, con la resolución, quiso regular el crecimiento y ahí se produjo el problema, porque a los que tienen grandes extensiones no les gustó nada”.

Antecedentes del conflicto

Cabe recordar que el año pasado surgió el polémico enfrentamiento entre Misiones y Corrientes, por las posturas tomadas al defender los intereses de los pequeños productores yerbateros y el sector industrial respectivamente.

La provincia misionera tomó postura, públicamente en diversas ocasiones, a favor de la Resolución 170 del INYM que tiene por objetivo regular el crecimiento de la superficie plantada y evitar la sobreproducción para proteger, principalmente, a los pequeños y medianos productores y fortalecer el esquema cooperativo.

Sin embargo, a fines del 2021, los productores y referentes de la producción yerbatera en Misiones fueron sorprendidos por una medida judicial, impuesta por Gustavo Fresneda, juez federal de Paso de los Libres, Corrientes, que ordenaba la suspensión de la resolución, atento a los reclamos efectuados por el sector industrial.

Pese al intento de los grandes molinos de desregular la producción, la conducción del INYM avanzó ratificando la vigencia de la Resolución N° 170 con diversos datos técnicos.

El conflicto sumó un nuevo capítulo en junio pasado cuando Fresneda emitió un documento judicial reconociendo la incompetencia de su propio juzgado “para continuar entendiendo en la causa, declinando la misma a favor de la Corte Suprema de la Justicia de la Nación, en razón de su competencia originaria, por ser parte de esas actuaciones dos Estados provinciales y el Estado nacional”, y así dispuso “la remisión de la totalidad de la causa al Máximo Tribunal”.

Entrada anterior ENCONTRARON 50 MIL DÓLARES Y 7 MILLONES DE PESOS EN CASA DE UN LÍDER PIQUETERO
Entrada siguiente Reporte indica que el único que le gana a la inflación es el gasto público