Una medición nacional de la consultora Solmoirago que coincidió con el momento de renuncia del ex Ministro Martín Guzmán y la disparada del dólar mostró la debacle de la imagen del presidente Alberto Fernández. El consultor habló y resaltó que la desaprobación se traslada a Cristina Kirchner, Sergio Massa y Axel Kicillof.

La crisis económica actual está impactando de lleno en el humor social y en la aprobación o desaprobación de los principales dirigentes políticos y el caso emblemático parece ser el presidente Alberto Fernández.

Para medir el descontento en la sociedad argentina, la consultora Solmoirago llevó a cabo un estudio con 1.800 personas mayores de 16 años. De ese relevamiento surgió que menos del 20% quiere que el peronismo siga gobernando en el 2023.

Además, esta cifra alarmante para el oficialismo, refleja un rechazo del 72,7% de los argentinos para el gobierno de Alberto Fernández y Cristina Kirchner.

La misma consultora midió también la sensación que produjo la designación de Silvina Batakis como ministra de Economía y el porqué del rechazo al gobierno actual. En el primero de los casos, la mayoría aseguró que siente “tristeza”. Y la inflación fue la respuesta más escogida como causa de la desaprobación del actual gobierno.

En diálogo con el Noticiero de MisionesCuatro este lunes, el politólogo Cristian Solmoirago explicó que la investigación en el mes de Julio coincidió con el momento de la renuncia de Martín Guzmán al Ministerio de Economía, “la disparada del dólar, el informe de la inflación. Los resultados no son favorables para el gobierno nacional”, sostuvo.

Sobre la imagen del presidente, Solmoirago recordó que “en Abril del 2020, Alberto tenía casi 80% de aprobación. Eso se fue erosionando hasta tener un punto de inflexión en junio del 2020. Y tuvo picos de imagen negativa, como el de julio 2022, con sólo 21% de aprobación”, precisó.

Esa desaprobación “se traslada a otras figuras (del oficialismo) como Cristina Kirchner, como Sergio Massa como Axel Kicillof. Todos tienen más imagen negativa que positiva”, puntualizó.

Repreguntado sobre la posibilidad de que Cristina Kirchner sea la más votada dentro del oficialismo, el politólogo insistió en que se midió “un escenario muy amplio y poco real”, con numerosos candidatos por cada espacio y “no creo que todos compitan en las PASO del año que viene. Se va a ir tamizando y van a ir quedando pocos candidatos”, sostuvo.

Prosiguiendo con su análisis, Solmoirago reveló que el kirchnerismo, que históricamente tenía un 30 % “caudal electoral duro”, ahora está cayendo, por debajo del 25%. Y “la principal dirigente del kirchnerimo sólo tiene el 15%. Medimos en otros momentos y Cristina no bajaba del 25%. La crisis lleva a una caída del caudal electoral, por más que esté en el primer lugar con un 15%”, recalcó el politólogo.

Según Solmoirago, las mediciones muestran que ningún dirigente supera los 20 puntos y “no hay ningún liderazgo marcado en la opinión pública argentina”

Una de las reuniones realizadas por Juntos por el Cambio

Cabe destacar que la encuesta en cuestión reveló que “si las elecciones PASO fueran este lunes”, la mayoría (41,1%) votaría a Juntos por el Cambio. Desde el espacio de Mauricio Macri, Patricia Bullrich y Horacio Rodríguez Larreta son los mejor posicionados dentro del frente opositor, cuya intención de voto parece crecer en la misma proporción que crece el desencanto social con la actual gestión de la economía, del gobierno de Alberto Fernández y Cristina Kirchner.

Entrada anterior Un cupo impide el ingreso de desnutridos al programa Hambre Cero, que entrega apenas $1.000 mensuales en tarjetas
Entrada siguiente ATE reclama aumento de emergencia a jubilados y reactivar todas las paritarias