Santiago Poy habló luego de conocerse el informe del Observatorio de la Deuda Social. De acuerdo con el relevamiento, la tasa de pobreza subió 43,1% durante 2022, mientras que la de indigencia llegó al 8,1%.

Cerca de 17 millones de argentinos son pobres, mientras que 8,5 millones son indigentes. Los datos se desprenden del último informe del Observatorio de la Deuda Social de la Universidad Católica Argentina (UCA).

En ese contexto, para conocer más detalles de este relevamiento, se entrevistó a Santiago Poy, quien es investigador de la UCA y del Conicet, quien al respecto explicó: “el dato que ha tenido trascendencia es que el 43% de la población urbana vive en la pobreza, eso se ha instalado alrededor del país”.

Asimismo, agregó: “creo que el dato más sustantivo, es que en realidad hace tres años la pobreza se mantiene en niveles superiores al 40%, incluso, si consideramos de 2019”.

4 de cada 10 argentinos vive en pobreza monetaria, creo que ese es el dato. La foto del 2022 el elemento significativo es la estabilidad, esto tiene que ver con la realidad palpable de todos los días, que tiene que ver con la inflación, con que el dinero no alcanza, no hay un incremento, un cambio sustancial en las condiciones de vida de la población”, detalló Poy.

Entrada anterior Los subsidios a empresas deficitarias del Estado casi duplican el gasto social en AUH y Alimentar
Entrada siguiente Según la UCA, alrededor de 17 millones de argentinos son pobres